Realizan prácticas de inseminación artificial en Tenabo, Hecelchakán y Calkiní

Category:

Como parte del Proyecto de Incremento a la Productividad del hato bovino

Para generar una mayor productividad, rentabilidad y mejorar la calidad genética del hato ganadero de la Entidad, la Secretaría de Desarrollo Rural (SDR) lleva a cabo el Proyecto de Incremento a la Productividad del hato bovino en Campeche, en beneficio de 197 productores de los municipios de Calkiní, Hecelchakán y Tenabo, con la práctica de inseminación a las reses para que los productores puedan replicarla.
 
El subsecretario Agropecuario de la SDR, Adolfo Aispuro Verdugo, en gira de trabajo por las comunidades de Nunkiní, Pomuch y Tenabo, acompañado de las diputadas Edda Uuh Xool, y Martha Albores Avendaño, se reunió con productores de la región norte para hacer énfasis de la importancia de este proyecto de incremento al hato bovino, donde la capacitación de los extensionistas en el ramo, de los técnicos y los médicos que iniciaron las tres etapas de este novedoso sistema, dando un impulso para hacerla redituable.
 
“Hoy estamos proporcionándoles herramientas para que puedan mejorar la calidad de su hato, como han sido las instrucciones del gobernador Alejandro Moreno Cárdenas, de escucharlos, acompañarlos y darles ese seguimiento hasta que ustedes alcancen la productividad óptima”, agregó.
 
En la comunidad de Nunkiní, en presencia del Presidente de la Asociación Ganadera Local del Camino Real, Laureano Ek Cohúo, y del productor Clemente Balam Tzec, se realizó la técnica de palpación, diagnóstico y posteriormente la de inseminación artificial. En Pomuch y Tenabo participaron los productores José Alejandro Canché Balan y Rogelio Can Chablé.
 
Cabe señalar que este proyecto consta de tres etapas, la primera consiste en enseñar a los productores y jóvenes interesados en la ganadería, la técnica de palpación, diagnóstico gestacional, selección de animales, nutrición y buenas prácticas de manejo.
 
Todo lo anterior con el propósito de preparar a los animales para la segunda fase, que es la de sincronización mediante el uso de hormonas; y la tercera fase es de inseminación y seguimiento, para corroborar la gestación del animal, que se efectúa mes y medio después de la práctica de inseminación artificial.